LA FAMILIA DE LOS PLOCIA.

La historia de esta familia gaditana era prácticamente desconocida por la sociedad histórica hasta que en 1826 cuando se iniciaron una serie de ejercicios militares de los aliados franceses en los Glacis de Puerta Tierra aparecieron varios sepulcros con al incripcion del apellido Plocio. Inmediatamente, los arqueólogos deducieron que pertenecían a una familia romana de origen gaditanos pero la historia nuevamente nos reveló que es fascinante y controvertida.

La historia comienza cuando un ciudadano, Aulo Plocio Numisio, de origen dudoso llegó a Cadiz con toda su familia donde una de sus primeras acciones fue construir los mencionados sepulcros para permanecer unida a toda la familia después de su muerte.

La familia Plocia o Plaucia (que fueron los mismos pero con distinta pronunciación), tuvo igualmente una rama que se llamó de los Silvanos y de esta rama pertenecía nuestro protagonista porque su pronombre era de la casa Aulo.

La importancia de esta familia gaditana en la república romana fue creciendo ya que en ella podemos contar un preceptor, un cuestor y un edil Curul pero que fue creciendo su poder en la época imperial. Es mas, muchos investigadores han buscado en ruinas distribuidas por toda Europa y no se encontraron mas apellidos, Plocio, en ningún lado y es por ello que nunca se tuvieron en cuenta en la historia de Roma.

Plotina Pompeya.
Sin embargo, en Cartagena nuevamente se encontraron con este apellido, sobre todo, en lugares donde la influencia gaditana era importante pero lo mas curioso fue el descubrimiento de una estatua en Argel perteneciente a un militar español llamado Plocio cuya incripcion ponía lo siguiente: "a los dioses manes. Lucio Plocio Modesto. Español. Decurión del ala Miliaria (osease de caballería) que vivió 23 años y militó cuatro, esta en este sitio. seate la tierra sin peso. su padre y su madre le mandaron hacer este monumento a su hijo piadosisimo".

El linaje familiar fue creciendo y aumentando su poder, sobre todo, después de que la poderosa familia gaditana de los Balbos se asentara en Roma y, a partir de aquí, comienza una de las controversia mas interesante ya que la comunidad histórica se divide entre los que afirma que la esposa de Trajano, Plotina Pompeya, era gaditana como Adolfo de Castro y Nicolas Maria Cambiaso pero otros historiadores niegan esto como el  historiador francés Crevier que afirma que era de Pompeya, nacida en el 64 a.c. en un extremo del muelle de Ancona donde hay un arco con dos columnas en cada parte y adornadas con dos medallones conteniendo el de la derecha la siguiente incripcion: "Plotinae Aug. Coniugi Aug." que quiere decir: "Plotina Augusta. mujer de Augusto".

Emperador Trajano.
Plotina Augusta Pompeya.
Pero investigaciones posteriores revelaron que Plotina Augusta era hija de Domicia Paulina, prima hermana de Trajano y esta era....Gaditana.... pero se casó con un hombre, un tal Adriano, de origen itálico, cuyo nombre daría a su hijo adoptivo y después emperador romano. Se da pues la circunstancia que los orígenes gaditanos, por ser menos importante y relevante socialmente en Roma, se perdiera, sobre todo después de los casos de corrupción de la familia Balbo y las victorias efectuadas en las distintas campañas militares por su marido, el Emperador Trajano.

Igualmente, la importancia de su marido, el Emperador Trajano, hizo que la típica corrupción y envidia de la corte imperial romana solían desdeñar los orígenes de provincias de sus lideres.

La mayoría de las fuentes latinas afirman que Plotina siempre se comporto con modestia, sabiduría y prudencia apoyando en todo momento a su marido y acompañándolo en todas sus "aventuras" militares y apoyando las causas de los mas débiles.

Dion Cassio
Es contada por muchos autores que afirman que cuando Plotina entro por primera vez en el palacio imperial de los Cesares, prometió desde las escaleras a todos el pueblo de Roma, que saldría de allí como había entrado, "sin haber hecho ningún mal a nadie".

Y tal como escribió Dion Cassio, así fue puesto que "jamas hizo mal a nadie ni ninguna acción que mereciese ser reprendida. Los senadores, movido por un sincero respeto, y no de aquella tímida adulación que habían tributado tantas veces a otros emperadores indignos, ofrecieron a la emperatriz, el renombre de Augusta".

Emperador Adriano.
Plotina alegró a los nobles y a los plebeyos, tanto que Plinio en el Panerigio, en el segundo año del reinado de Trajano dijo al referirse a su esposa "tu elegiste mujer, que es tu decoro y tu honra; quien es mas santa? quien mas noble? (...) que moderada en su adorno, que medida en su acompañamiento, que ciudadana en su andar. obra es de su marido, que la enseño y la instruyo asi".

Acompañando a su marido en una campaña, Trajano encontró la muerte, en circunstancia poco claras, en Selencia, en la Asia Menor, en el 117, . Plotina acompañado de su sobrina Matidia y de Celio Taciano, su tutor acompañaron al cadáver hasta Roma.

Calle Plocia actualmente.
Los textos históricos afirman que Plotina duró poco a su marido pues no sobrevivió en el tercer consulado de su hijo adoptivo el emperador Adriano y aunque no esta muy claro donde fallecería y en que circunstancias, se dice que sobre el 119, pero otros historiadores señalan en el 122 o 129 a.c aunque la mayoría siguen considerando la primera fecha como la mas válida.

Calle Plocia en los años 30
Sea su esposa o no gaditana, la familia Plocia fue una de las familias mas importantes del imperio y actualmente se recuerda su apellido en una de las calles mas emblemática del centro de Cadiz, la situada a la espalda de la antigua de fabrica de tabaco y actual palacio de congresos. Un lugar con muchas reformas, re-estructuraciones y un lugar de paso de la ciudad tanto a nivel comercial como festivo de importantes eventos gaditanos.

FUENTES CONSULTADAS: WIKIPEDIA, MEMORIA DE CADIZ, HISTORIA DE CADIZ y LOS LIBROS: 

 

Comentarios